miércoles, 10 de octubre de 2012

Los siete cuerpos



Cuerpo Vital o Etérico:
llamado en oriente Lingan Sarira; por el Maestro Paracelso Mumia. Es una materia termo-electro-magnética, de color azul. Este cuerpo es realmente la región superior del cuerpo físico, el que vitaliza y sostiene a éste en todas sus funciones. Ningún órgano podría funcionar y tener vida sin el cuerpo vital. Cada átomo del cuerpo etérico penetra dentro de cada átomo del cuerpo físico para hacerlo vibrar intensamente. Todos los fenómenos químicos, fisiológicos y biológicos; todo proceso metabólico, todo proceso de percepción, toda acción de calorías, etc. El Cuerpo Vital está constituido por 4 éteres: Lumínico, Reflector, Químico y de Vida. El Cuerpo Vital sirve de puente para la comunicación de las sutiles energías y mandatos de nuestro corazón.
Cuerpo Astral:
llamado Kama Rupa y Eidolon en el oriente, por Paracelso Archaous, por los gnósticos Cuerpo de los Deseos, está constituido por una materia Supra-Psíquica, es una condensación Termo-electro-magnética. El cuerpo es más sutil que el vital y es de diversos colores centelleantes. Este cuerpo de Deseos, en el ser humano común y corriente es de naturaleza fría y sombría. Con dicho cuerpo nos desenvolvemos en la quinta dimensión, cuando el cuerpo físico duerme en la cama, pero de manera inconscient3e debido al sueño de la conciencia, resultado de diversos agregados psicológicos que constituyen el Yo pluralizado, cúmulos de nuestros errores y defectos. En cambio en los Maestros, personas que han despertado conciencia mediante un trabajo de auto-conocimiento, tiene un cuerpo astral solar radiante, de naturaleza conscientiva y electrónica. El cuerpo astral es el modelador y conservador de las formas orgánicas. Toda manifestación visible es la realización de una idea invisible.

Cuerpo Mental:
llamado por el maestro Paracelso Sideral, Manas Inferior por los orientales, es un cuerpo energético y está constituido por materia mental, de un color amarillo. Este cuerpo pertenece al quinto universo paralelo. Rige el pensamiento de toda clase. Quien elabora el Cuerpo mental solar y elimina el Ego es un Buda, en quien se manifiesta el Centro Mental Superior.

Cuerpo Causal o de la Voluntad Consciente:
llamado por el Maestro Paracelso ADECH, Manas superior por los orientales, viene a ser el Alma Humana. Es energética de naturaleza electrónica, más sutil y pertenece a la sexta dimensión. El que adquiere este cuerpo adquiere el dominio de los Cuatro elementos de la Naturaleza. Da al hombre total auto-independencia en sus actitudes ya que se vuelve consciente.

Cuerpo Intuicional, de la Conciencia o Alma Divina:
llamado por los Indostanes Cuerpo Búdhico, por el Maestro Paracelso ALUECH, es de naturaleza electrónica y se encuentra en la parte superior de la sexta dimensión. Quien desarrolla el Cuerpo de la Conciencia ha preparado su palacio interior para la manifestación de su Dios Interno (Padre Intimo).

Cuerpo del Intimo:
llamado por los orientales ATMAN, por el Maestro Paracelso EL INTIMO, por el cristianismo Espíritu, es el aspecto puro del Gran Septenario. Es nuestro Padre Interno que mora en cada uno de nosotros. Es aquello que   tiene realidad. Es necesario comprender que todos los cuerpos se penetran y compenetran sin confundirse entre sí. La Ciencia Oficial, ha comprobado que además de los sentidos exteriores, los sentidos internos del hombre funcionan mediante oscilaciones electro-magnéticas y se llega a la conclusión de que todo irradia energía como lo demuestra la Cámara Kirlian.

Manten armonizados estos siete cuerpos a traves del REIKI

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada